Tener un hijo modifica todos los aspectos de la vida. El embarazo es quizás uno de los momentos de mayor alegría, sin embargo cuando el bebé llega a la casa, aunque sea el regalo más lindo que puedas tener, es difícil acomodar los hábitos diarios.

No es solo levantarse por las noches a atender sus necesidades, la madre debe dejar de lado muchas de las actividades cotidianas, pero todo puede arreglarse. Por ejemplo ¿ya no puedes ir al gimnasio?, haz ejercicio en casa. ¿No puedes ver tu novela favorita por el cansancio? Grábala y la ves luego, ¿No puedes trabajar? Usa alternativas, como por ejemplo las inversiones en opciones binarias con plataformas online como Option Bit, así podrás dedicarte a ello cuando tengas un momento libre.

Así todas las actividades tienen una solución, pero ¿Qué sucede con el sexo? Un estudio por parte de la Universidad Loyola de Chicago ha concluido que la mayoría de las mujeres reducen su vida sexual luego del parto, ya sea por:

  • Falta de tiempo. El cansancio produce que el apetito sexual disminuya; es tarea del hombre lograr que la mujer se sienta deseosa; ayudarla en sus tareas es una opción para que ella pueda tomar un respiro.embarazo y sexo
  • Dolor pélvico. Gran parte de las mujeres sienten un dolor al tener sexo luego del parto, aunque no hay causas determinadas. Dura unos meses y recurren a la falta de relaciones para evitarlo. Sin embargo lo correcto es consultar al médico para erradicarlo.
  • Una figura no deseada. La vergüenza por los kilos de más hay que quitarla. Siéntete bella, no importa el físico, todo volverá pronto a la normalidad.